No te pierdas la foto de Neymar bailando en un barco rodeado de su círculo más íntimo, celebrando la renovación con su equipo, el Santos. Mientras tanto, desde el Real Madrid se tiran de los pelos y no terminan de creerse la falta de respeto.